Post-Modernismo Putrefacto y otras tonterías.

Bueno primero que nada fui a ver a Depeche Mode y como van a haber miles de reseñas más detalladas me limitaré a decir que fue un buen concierto, el sonido era espectacular, los arreglos de las rolas en vivo estuvieron fabulosas y David Gahan tiene pacto con el Diablo le echa la misma galleta a su show que toda la vida, con esta van 7 veces que veo a DM en vivo y nunca me decepcionan, uno se siente a gusto de ver un grupo tan bueno.

También antes de entrar en tema quiero que sepan mis fieles lectores que leo todos sus correos, pero a veces me tardo y los contesto uno por uno en persona, gracias a todos por leer mis abstracciones de la realidad, cuentos y otras cosas peores.

Tuve una experiencia interesante, de esas que te suceden sin deberla ni temerla, creo que voy a tardar algún tiempo en analizarla del todo, pero por lo pronto he logrado desgajar algunos fragmentos que como siempre me funcionan como fractales de esta entrópica sociedad en la que vivimos.

La primera entrega de este suceso la voy a dedicar a un insulto. Un insulto en particular no cualquier cosa y tiene un contexto basado en arquetipos, poses y posturas y esos conceptos sociales que cada vez más están replicándose en ciertos círculos sociales a los que cualquiera que va a la Condesa puede acceder.

Citando a mi buena amiga Margarita Espinosa empezaremos por:

La Importancia de los Insultos

En nuestra lengua, las groserías poseen una carga semántica única, la cual no lograríamos expresar si las reemplazáramos con alguna otra expresión, por ejemplo, si en una situación determinada nos molesta el comportamiento inoportuno o lo dicho por alguna persona, y nos sentimos con toda la libertad de ofenderla, tenemos dos opciones, o bien le decimos "eres una persona que posee poca inteligencia" o recurrimos a una grosería: "eres un idiota". Aunque en ambas formas lo que se está señalando es la poca capacidad intelectual del individuo, la segunda expresión refleja mayor énfasis en ese defecto.

Asimismo, las groserías representan una válvula de escape para la tensión por la que pasamos, al insultar descargamos a tal grado nuestro enojo, nuestra impotencia, nuestro dolor, que se podría decir que el insulto puede cumplir también una funcionan catártica en el ser humano.

El idioma español ha registrado numerosos cambios en el transcurso de su historia, tanto en su morfología como en su fonética, en su sintaxis y, desde luego, en su semántica; han desaparecido algunas palabras y han surgido otras.

Así pues, las palabras de una lengua sufren procesos que pueden ser motivados tanto por causas externas (sociales, psicológicas, influencias de otras lenguas, etc), como por causas internas (procesos internos a la lengua misma). Las llamadas "malas palabras" no han quedado fuera de estas transformaciones.

Aquí agregaré como lo hemos platicado antes y en la misma dirección de mi Tesis de Doctorado: Jamás será lo mismo decirle a alguien: “En vista de que tu madre vive te recomiendo encamines tus graciosos pasos hacia tu progenitora y una vez ahi: PERTURBALA” a decirle simplemente a alguien “Vas y Chingas a tu Madre” no obstante como lo he mencionado antes me incomoda la etiqueta “malas palabras”; probablemente por mi actitud renegada a dividir el bien del mal y más bien entenderlo como una mezcla equidistante y dialéctica basada en la perspectiva humana. No creo en las malas palabras, creo en los escenarios incorrectos para soltarlas.

A veces en mi vida como en la de muchos de ustedes debe haber habido alguna ocasión en que una persona que estamos acostumbrados a nunca jamás decir una sola grosería se ve en la necesidad de hacerlo y entonces provee un énfasis jamás visto en una idea. También pienso y sostengo que las llamadas “palabrotas” son términos ultra-especializados del lenguaje, dicho de otro modo hay tontitos, idiotas, tarados, bestias, pero un pendejo es una cosa totalmente diferente. Uno puede estar molesto, incomodo, enojado, pero cuando estás encabronado o te lleva la chingada estamos hablando de la descripción de una sensación diferente.

Les invito a dar un paseo por las palabras que usamos para denominar a una persona débil mental.


Analogías Comunes: Bestia y Burro

Resulta un proceso común comparar a los animales con ciertas actitudes, características o comportamientos humanos. Aunque no se tiene documentada la fecha en la que empiezan a utilizarse como insultos, es muy probable que las palabras que integran este grupo, sean los términos más antiguos con los que hemos ofendido al hombre cuando nos referimos a su escasa inteligencia.


Bestia, del latín bestia, 'animal silvestre', se registra por primera vez en la segunda mitad del s.X. Resulta fácil ver el simil entre el significado de esta palabra y el hombre que no posee una educación, una cultura, por eso pasa a ser una bestia, un animal que no ha sido amansado, enseñado.
Burro es un derivado de borrico, 'caballo pequeño', se documenta por vez primera ya muy avanzado nuestro idioma: s.XV.
Tonto, zonzo, bobo y baboso.- Estas cuatro palabras nacieron por proceso expresivo, el cual es un recurso utilizado por los hablantes para la creación de nuevos términos, consiste en la repetición de una misma sílaba to-to, zo-zo (más tarde agregarían /n/ como apoyo en la pronunciación), bo-bo, ba-ba (palabra de la cual se derivaría baboso).
Tonto es registrado por primera vez en 1577 ya con el significado actual (persona de poca inteligencia correspondientemente a sus actos, comportamiento, palabras, etc), a partir de ese momento se encuentra recurrentemente. Corominas3 señala que tonto es una palabra que se utiliza más en España que en América, pues en América compite con zonzo, término que se utiliza con el mismo significado que tonto. Se documenta por primera vez en 1622. Primeramente hace alusión a una persona sosa, lenta, sin gracia, sin embargo, su significado se ha extendido, tal vez por contagio de tonto, y en la actualidad también es usada para señalar la falta de inteligencia. Zonzo desaparece del uso común de España en el s. XIX.
Bobo proviene del latín balbus, 'tartamudo', muy probablemente, esta palabra latina tiene un origen imitativo, es decir, provendría de la repetición de sílbas b...b. En el español es registrada por primera vez en 1490; aunque en la actualidad su significado haga referencia a una persona cuya inteligencia es menor, lo cierto es que, de este grupo de insultos es una de las palabras más tenues en cuanto a su significado ofensivo, incluso bobo es más veces utilizado con un sentido amigable o cariñoso.
Baboso se deriva de la palabra baba, 'saliva', documentada ésta en el latín vulgar, tiene su origen, al igual que las anteriores palabras, en la repetición silábica, baba nombraba el babeo y balbuceo de los niños pequeños. Baboso(a) se documenta por primera vez en el español en el año de 1475 y alude al que arroja baba, es decir, a los niños. Así, cuando le decimos a alguien baboso, lo que le estamos diciendo es 'tienes la inteligencia de un niño chiquito', claro está que, por contagio de todo el grupo de insultos que aluden a la inteligencia y por la fonética misma de la palabra, baboso es un término que tiene una carga semántica mucho más ofensiva, tal vez cercana a estúpido.

“¡¡No te metas con mi Cerebro!!” Torpe, idiota, imbécil, estúpido

Estos términos provienen del latín, el cambio que ellos reflejan radica en la extensión de su significado, pues en el latín denotaban, sobre todo, alguna deficiencia física, pero es en el español en donde este grupo de palabras extiende su significado para hacer alusión a una deficiencia intelectual. Asimismo, aunque todas son documentadas desde el latín, es hasta el s. XIX que se empiezan a utilizar con el significado que hoy conocemos, en otras palabras, su nacimiento como insultos es en el s. XIX.

Torpe del latín turpis 'feo, deforme, innoble, ruin, infame'. En el s. XIII incorpora a su significados el de 'rudo, tardo', y es hasta mucho después que por extensión, de lo físico a lo intelectual, encontramos 'tardo en comprender'.
Idiota, tomado del latín idiota 'profano, ignorante', en español se documenta desde el s. XIII, sin embargo, el significado actual ('hombre con inteligencia anormalmente insuficiente') data tan sólo del s. XIX. De los insultos que señalan la falta de inteligencia, idiota, es uno de los más fuertes que tenemos.
Imbécil del latín imbecillis 'débil en grado sumo', con este significado es utilizado ya en español en 1524, pero es hasta el s. XIX cuando es usado con el sentido de 'alelado, escaso de razón'. En latín hacía referencia a una debilidad física, sólo en escasas ocasiones y, por extensión, aludía a una 'debilidad mental'. En la actualidad esta situación se ha invertido, es decir, el uso que realizamos de la palabra imbécil, en la es para denotar la debilidad mental. Como insulto su significado es muy ofensivo.
Estúpido del latín stupidus 'aturdido, estupefacto'. Aunque es documentado por primera vez en el español en 1691, Corominas señala que es una voz rara en los clásicos españoles (Rojas, Góngora, Cervantes), sin embargo, en el francés de ese tiempo sí es una palabra muy usada, por lo que probablemente, el español la toma del francés. En el s. XIX ya es muy frecuente en nuestra lengua con el significado actual: 'necio, falto de inteligencia'. Estúpido es una palabra con gran carga ofensiva.

“Re-pendejus maximus” Zoquete, tarado, pendejo.

Estas están caracterizas por el cambio radical que han sufrido los términos que lo componen, dicha transformación consiste en la ampliación de su significado de la que ya hemos hablado mucho con nuestro viejo amigo Ferdinand de Sassure en otras entregas.

Zoquete del árabe suqât, 'desecho, objeto sin valor'. Documentado por primera vez en el español en 1655 con el significado de 'pedazo de madera o de pan que queda sobrante'. Parece ser que es hasta el s.XIX cuando esta palabra adopta el sentido figurado de 'persona ruda', en la actualidad, la Academia presenta como cuarta acepción de zoquete la de 'persona tarda en comprender'. Podemos observar a primera vista la evolución semántica que ha sufrido esta palabra, para conocer las causas que originaron dicha transformación, necesitaríamos realizar un seguimiento histórico detallado, sin embargo, podemos aventurar que se trata de un proceso de abstracción en el que se parte del significado de 'pedazo de madera o de pan', por la forma que poseen éstos se pasa a nombrar zoquete a las personas rudas, rechonchas, pequeñas y de allí se extiende este significado de rudo, pequeño para calificar el intelecto.
Tarado participo pasado de tarar y éste probablemente del árabe tárah, 'deducción, sustracción, descuento'; parte del peso que se rebaja. 1ª. Documentación s. XV, después toma el significado de rebaja, descuento, desecho de donde se llega a tara , 'que padece tara física o psíquica'
Pendejo del latín pectinículus de pecten-inis 'pubis', en el s.XV 'pelo que nace en el pubis'. Esta palabra representa el insulto más fuerte de todas las que designan la escasa inteligencia de un hombre y, desde luego, cuando la utilizamos no nos referimos a lo que denotaba en sus orígenes, sino que le damos el sentido de 'estupidez en grado sumo'. Es interesante reflexionar cómo es que llegamos a ese significado, si partimos de su denotación primaria tenemos que un vello púbico resulta una cosa insignificante, pero al mismo tiempo nos remite a lo obsceno, lo sexual, ojo aqui, esto nos remite a lo Escatológico, así decirle a alguien que era un pendejo resultaba rebajarlo a la importancia de un vello púbico (confróntese con expresiones como "eres una mierda"), con la serie de connotaciones que conlleva. Muchas personas conocen la acepción de origen de la palabra pendejo, pero no son pocas las que desconocen su primer significado. En la actualidad, la Real Academia presenta como primer significado de esta palabra su denotación antigua ('pelo que nace en el pubis'), pero incorpora el siguiente significado en un segundo término 'hombre cobarde y pusilánime' y en tercer lugar la acepción que se refiere al intelecto: 'hombre tonto y estúpido'.


Un Insulto Insulso o como decia el Sr. McLuhan: El Medio es el Mensaje.

Ya después les platicaré detalles de está farsa digna de Molliere pero ahora concentremos nuestra atención en una mujer (presumo). Fiel a mi pasión por la descripción quería ser bien especifico con el nombre del peinado, hasta consulte con un par de amigos estilistas pero dicen que tiene una denominación especifica, y es que como dato cultural hay peinados y cortes que se han hecho famosos a partir de que alguien en especial los ha usado y entonces se ponen de moda. Así por ejemplo está el Moño de Audrey que uso Audrey Hepburn que llevo en la celebre Desayuno con Diamantes (Breakfast at Tiffany’s, 1961), o los rulos Pin-up que puso de moda la actriz y sex symbol Betty Page (que los podemos ver en Silk Spectre I en Watchmen) o el Cardado Bardot revolucionario en su época usado obviamente por Brigitte Bardot. Bueno pero en este caso no encontré como se llama el peinado, les falle me limito a decir que se lo he visto a los Emos (odio mencionarlos) y a algunos Happy Punks, y en una animación de MTV celebre que se llamaba Daria y como una imagen dice más que mil palabras era algo así:


Para más referencia Googleen (si que termino) “geek chic girl glasses” Ni se me hace chic, ni se me hace Geek (recordemos que soy miembro de esa orden celebre de humanoides comic-fagos) Pero bueno aunque no soy muy dado a entender o procesar a alguien desde la pobreza del arquetipo que decidió adoptar ya sea por convencionalismo social, por falta de originalidad o por algún otro proceso Freudiano que desata algún dilema creativo insoluble que después de los años se convierta a una facha en algún tipo de mascara en estos asuntos del Eros y el Tanatos. Se fijan que complicado es, never the less, necesario.

Ya muchos de ustedes saben que soy creyente de la Religión Yoruba, es más hemos platicado mucho acerca de ella y de como nos denominan, ya saben Brujos, Santeros, Satánicos, etc, etc, etc, etc, etc. Y ahora cortesía de un arquetipo “geek chic girl glasses” hemos sido definidos como: “Religión New Age”. Algunos desestimaran el insulto, sé que no estuvieron ahí para ver el desdén con que me lo dijo, ni el tono burlón, pero lo cierto es que ya hemos hablado de ello, por un momento recobre la cordura y dije “¡Diablos!” Yo sé lo que es una religión New Age y yo no soy eso. Para los que se perdieron algunas de nuestras primeras entregas hablemos de ello nuevamente:

New Age: el retorno del gnosticismo, ¿una nueva moda religiosa?

El crecimiento continuo del movimiento New Age es una de entre tantas manifestaciones del retorno religioso en forma de neopaganismo y de gnosis. El New Age propone una forma nueva de religiosidad que, por algunas manifestaciones propias, que ya analizaremos, coincide con el sentimiento religioso contemporáneo.

Pero, ¿qué es exactamente el New Age? ¿Una nueva moda religiosa? ¿Una evasión del mundo real o la proyección de un mundo lleno de ilusión?, ¿Es aquello que algunos llaman el retorno al IV Reich? ¿O más bien es una nueva mentalidad religiosa que surge en el mundo científico, frío y sin sentido trascendental de Occidente?

En este escrito, quiero presentar las líneas filosoficoteológicas generales de lo que es en realidad el New Age y mediante qué signos o características se manifiesta al hombre de hoy.



1). Definición y origen
A. ¿Qué es el New Age?

El New Age es un conjunto de prácticas aparentemente heteróclitas, pero unificadas por una visión de humanización total (holista): técnicas de ''ampliación de la conciencia'' y medicina del alma, astrología o channelling (comunicación con la entidad del mundo invisible), control del cuerpo por medio de artes marciales, y mediante el aislamiento sensorial o las terapias inocuas; control de la naturaleza con el arte foral, la ecología o el vegetarianismo. El New Age es un nuevo modo de ver la realidad de las cosas. Según lo definen los propios fundadores del New Age, este movimiento es ''un nuevo paradigma''.

Por otra parte, Donald Leonard afirma que es un ''lago esotérico y misterioso donde fluyen las corrientes de los años '60: Ecologistas, movimientos radicales, ambientalistas y pacifistas''. El movimiento de la Nueva Era busca la liberación de la naturaleza humana y cósmica de sus múltiples dolencias y sufrimientos, no a través de paradigmas políticos o ideológicos, si bien el New Age de hecho está unido al partido verde, sino por medio de la meditación y del conocimiento. Hace que la humanidad penetre en el nivel de conocimiento espiritual-planetario, para entrar en una ''nueva era'' caracterizada por la paz y la felicidad.
La conocida newager Marilyn Ferguson, afirma que el New Age es una ''red sin líderes, que trabaja para realizar cambios radicales en los Estados Unidos''. Pero, según Franc Rodé, se trata de un ''supermercado de religiones donde cada uno toma lo que le gusta y deja el resto''. Y según los sondeos sociológicos, se trata de una religiosidad destinada a convertirse en fenómeno de masas por su ambigüedad, su fuerza y su capacidad de servir al romanticismo y al sentimentalismo religioso de la sociedad actual.

B. Origen y sus inspiradores

A la pregunta de cómo nace el New Age, podemos responder que posee dos fuentes principales de nacimiento: la corriente del Acuario con Paul Le Cour y la Sociedad Teosófica con Alice Balley, que más adelante veremos.

M. F. Jacques define con el nombre de ''precursores de la era del Acuario'' las corrientes esoteroocultistas, nacidas en la segunda mitad del siglo XIX. Este pensamiento esotérico trata sobre la transformación de la civilización: Cada vez que el sol entra en un nuevo signo zodiacal, esto es, alrededor de cada 2.160 años. La última transformación acaecida fue la del cristianismo en la era de Piscis. Por esto, el próximo gran cambio que se acompañará al advenimiento de la era del Acuario corresponderá a una hecatombe, a la que seguirá la venida de un ''gran Rey'', el retorno del Cristo-Acuario, que marcará el inicio de una nueva edad de oro. La nueva religión, entonces, será un esoterismo cristiano y gnóstico, basado en el Evangelio de San Juan, el verdadero evangelio del Acuario.

También, Alice Bailey (1880-1949), discípula de la Sociedad Teosófica, esperaba la transición hacia una nueva era, donde se reconciliarían todas las religiones en la identidad de sus orígenes, basados en lo que ella denominaba la verdad eterna. Bailey desarrolló las ideas gnósticas de Helena Blavatsky (1831-1891), como la nueva encarnación del Cristo cósmico. ''La doctrina teosófica de la Sra. Blavatsky estriba en un esquema de tipo gnóstico-neoplatónico; unidad esencial de todo, ley cósmica (karma), manifestaciones del espíritu en la materia (avatara) y el regreso del hombre al espíritu''. Se creará una religión mundial donde Dios será similar al Brahman hindú, anunciado por todos los avatares, como Cristo, era tras era. El espíritu de la Nueva Era está en la ley de la reencarnación y continuará la revelación por el nuevo Salvador o avatar.

II. Características
La característica principal del New Age es su preferencia por la reflexión oriental de estilo panteísta, como camino para vivir una nueva religiosidad. Propugna un sistema religioso donde Dios se disuelve en lo Divino y viene a ser una ''energía cósmica''. Dios se identifica con lo último de la realidad de las cosas, especialmente con la psique humana. El movimiento de la Nueva Era busca lo trascendente, y no lo sensible, para liberarse en su totalidad de lo terreno, y se une a la conciencia cósmica o conciencia colectiva. Excluye la noción de creación y refuta toda visión dualista de la realidad.

También se trata de una visión ''científica'' de la realidad basándose en el holismo y en la evolución. El holismo de la física moderna, que identifica la materia con las ondas de la energía, hace del universo, según Fritjof Capra, un ''océano de energía'' donde todo nace, participa de la misma realidad y se halla en evolución constante.

Como técnicas, el New Age adopta la música, la danza, el arte en general, las artes marciales, el yoga, el budismo zen, el misticismo, la búsqueda de la sabiduría en las civilizaciones antiguas, la magia, la droga, el contracto con la naturaleza (la diosa Gaia) y otros métodos y técnicas. Utiliza la psicología de Jung (conciencia colectiva) y la psicología humanística de Maslow, que se basa en la experiencia de la unidad con el cosmos.

El New Age busca una transformación cultural de la sociedad, que incluye la sustitución de todas las religiones en nombre de una Nueva Era (tal y como es la traducción propia en lengua inglesa: new age). Este movimiento también niega las verdades más fundamentales de la fe cristiana, si bien tiene como texto básico de estudio la Biblia, especialmente el Evangelio según San Juan.

III. La fe del New Age
El New Age expresa una concepción innovativa del mundo (del cosmos, en su concepción más extensa) con los siguientes adjetivos:
holística (la realidad de las cosas se encuentra en el Todo),
ecológica (la diosa Gaia es la madre Tierra, que debe ser adorada),
andrógina (el mundo es una unión de lo masculino y lo femenino),
mística (lo divino pertenece a un Todo),
mundial (conciencia colectiva).

En el movimiento de la Nueva Era, se transita de la fe sencilla a lo gnóstico o creencias ocultas, de la religión a la espiritualidad, de la oración-súplica a la oración-mantra, de la obediencia a la experiencia... La fe está fundamentada en una espiritualidad esotérico-mística, donde se busca la unidad con una visión totalizante de la realidad de las cosas. También, se promueven un complejo de técnicas para explorar las fuentes del Ser y del Uno donde se refuerza el narcisismo del ego.

En la fe del New Age hay un sentido de profundo vacío existencial y de un deseo divino no colmado, donde se buscan las razones para vivir. Lo espiritual se identifica con lo emocional, aparece el culto de uno mismo, y existe un misticismo pagano, en donde se adora una divinidad sin nombre.

Según el New Age, el mundo va ''hacia una mayor unidad'' (en palabras de Teilhard de Chardin). La cosmogénesis, o la organización de la materia en aglomeraciones siempre diversificadas, con el paso del tiempo produce la biogénesis, o la vida en la tierra. La vida crea la biosfera, que se desarrolla en formas más complejas hasta llegar a la creación del cerebro. Aquí nos encontramos con la antropogénesis, la ascensión hacia el hombre. El hombre es el resultado final por encima de todos los seres del universo. Por ello, el hombre es persona en cuanto es conciencia pensante a sí misma. Después se origina un desarrollo de nivel cósmico: la conciencia no es solamente vida, sino reflexión. Entonces, la unidad logra el dominio absoluto sobre la propia evolución, y puede decidir sobre sí misma. Posteriormente, el hombre evoluciona hacia la noegénesis, o la génesis del espíritu, creando una nueva era de luz y de amor.

El objetivo planetario del New Age es la creación de un verdadero y propio sistema nervioso de la nueva humanidad: la comunidad científica mundial (educación mundial). Ésta es la transformación de la era del Acuario que nos llevará a la Omega, que es la realidad total y totalizante, el primer motor de la actividad humana que posee dimensiones universales. También es incorruptible, trascendente, unificadora, es el Amor divino.

Gnosis y razón se encuentran relacionadas entre sí, y esto se debe a una duda fundamental contemplando la capacidad de la razón y de la conciencia moderna de responder a los más profundos interrogantes del hombre. El objetivo de los neognósticos del New Age es reconducir el desgarrón que el saber puramente racionalista (positivismo y materialismo ateo) ha producido en un mundo todavía desilusionado y sin esperanza.
El semanario NEWSWEEK publicaba no hace mucho tiempo un análisis sobre las inclinaciones espirituales y religiosas en Estados Unidos, indicando que la ley de la oferta y de la demanda y los trucos comerciales se están aplicando ya a las diferentes comunidades religiosas cristianas.

De este modo la ley del mercado hace que la eficacia de un pastor protestante o de un sacerdote católico no se mida por su ejemplo fiel a las Sagradas Escrituras o a la predicación propia, sino a la cantidad de gente que acude a la iglesia y a la cantidad de dólares recaudados en las ceremonias religiosas. Así, para que la religión convenza deberá observar las ''prescripciones de calidad'' propias de un mercado competitivo, porque aparentemente esto es de lo que se trata, de ganar clientela. NEWSWEEK anota tres:
Se presenta como un menú de restaurante. Las diversas confesiones e iglesias ofrecen doctrinas entre las que cada persona escoge, según sus gustos. No se trata de pertenecer a una fe determinada, sino de írsela haciendo a la medida, escogiendo un poco de esta religión y un poco de la otra.

Religiosidad entendida como feeling, sentimiento. No existe ningún interés por la formación religiosa ni por la profundización en la fe o en los fundamentos propios de la religión. Las creencias que se admiten son epidérmicas y no exigen una adhesión comprometedora a ninguna religión en concreto.

Religión fácil. Es una religiosidad basada en una intensa vida social, en vistas a satisfacer el sentimiento religioso propio de todos los hombres.

Por otra parte, el Credo del New Age es ambiguo y busca la satisfacción de todos los gustos y medias espirituales a elegir. Evidentemente, posee ''dogmas'' o directrices adoctrinales, aunque no se sostienen como tales, y son éstos los que fundamentan su Credo:

Rechazo radical de la filosofía y la religión de la ''Old Age'', Era Antigua. Esto significa una oposición frontal frente a la civilización judeocristiana. Promueve las religiones paganas (ritos celtas, mitología germánica...).

Se enfrenta al dualismo creado por Occidente denominado ''Dios y hombre'', considerando que la humanidad es una, la naturaleza y la humanidad son una sola realidad, el Universo y Dios son uno.

Propone el libre examen de la percepción de la realidad, donde cada uno interpreta como quiere las religiones y la realidad existencial que las rodea, frente al dogmatismo religioso de las religiones tradicionales.

Predica la Era del Acuario, que teóricamente nos traerá una era de armonía y paz cósmica a lo largo del Tercer Milenio. Nacerá así una nueva religión, bajo la llegada de un Cristo Aquarius liberador.

Frente a este Credo, nos encontramos con otra realidad, y es el hecho palpable de la expansión vertiginosa del New Age por todo el globo terrestre: múltiples seminarios, un sin fin de cursos, revistas y librerías. Concretamente se han creado unos 50.000 centros y librerías New Age que, con imágenes y rótulos diversos, se reproducen por doquier, comercializando todo tipo de objetos, plantas, curiosidades diversas. Existen actualmente más de 100.000 libros publicados sobre cualquier tema que desarrolle el pensamiento newager, como si se tratara de un apostolado escrito. Además de poseer numerosos supermercados y farmacias especializados en alimentos newagers (alimentos ecológicos, vegetarianos, de relajación...) y medicina alternativa.




Concluyendo Insultos

Bueno, a veces uno mismo debe tener la humildad o el excelente sentido del humor para decirse: Pendejo, a veces lo merecemos, seguro que si. Pero el insulto despierta inquietudes porque parte de la arbitrariedad y sobre todo de la ignorancia. La gente habla como si leyera, se disfraza como si fuera algo, blasfema (en el sentido de expulsar ignorancias por al boca) como si tuviera conocimiento y entendiera las causas y en ese intento mal hecho de insultar pasa del acto de catarsis donde uno libera una carga emotiva a un proceso donde uno mismo se auto-denomina ignorante y falto de conocimientos al respecto de algo. Las personas que somos participes de la Religión Yoruba no hacemos Yoga, ni artes marciales, ni buscamos la chorrogesima era de Acuario, ni siquiera creemos en la llegada de un Mesias, ni creemos en el Cielo, y creemos que si hay un infierno está en la tierra en nuestros actos.
Por el contrario somos un culto basado en las ideas más antiguas del hombre (Mito-Magia-Religión, hablamos de eso en abril me parece) y nuestra búsqueda está plantada en una praxis sobre la realidad que nos permita tener una vida agradable y tan plena como sea posible. No somos New Age como nos denomino la “geek chic girl glasses”, por lo menos no en el estricto sentido de la palabra. El insulto verdadero es la ignorancia a lo que no entendemos y la soberana necesidad que tenemos de definir, etiquetar, encasillar y más peligroso aún: denominar. Asignar significados de manera arbitraria e ignorante. Claro al final esto es un proceso intimo, al final del día algunos nos decimos “como fui pendejin” otros lo son con mayúsculas y nunca se darán cuenta.

PD
Y sería más indignante si les contará la parte donde te dicen: “No sabes con quien te estás metiendo”. Cada vez que escucho eso me hace pensar que o todos tenemos un primo amigo de un amigo de un tío de alguien “importante” o bien que deberíamos presentarnos como en Tierra Media, “Soy Rodrigo Diaz hijo de Fernando Diaz hijo de Joaquin Diaz” o bien “Soy Fulanita de tal prima de Bichir de alguien importante “geek chic girl glasses” Que complicado es eso de ser importante y no saber con quien se mete uno caray.

Entradas populares